En relación a la Mesa Redonda de la Soja Sustentable que se realizará en Buenos Aires el próximo 23 de Abril y donde participaran los Agronegocios, los banqueros, la WWF y por la Argentina FUNDAPAZ. Ver: http://www.responsiblesoy.org/esp/index.htm

 

NOS DEFINIMOS FRENTE A LAS PROPUESTAS DE SOJA SUSTENTABLE Y MESAS REDONDAS CON LOS AGRONEGOCIOS Y SUS CÓMPLICES

 

Estamos totalmente convencidos que toda propuesta de producir una Soja pretendidamente sustentable o responsable, es solamente una excusa para llevar el Agronegocio a la escala del pequeño productor, un mero y burdo intento de encubrir con certificaciones las políticas   de las grandes Corporaciones, el intento de encubrir sus negocios globales con las apariencias de un debate irrisorio. Esas empresas tienen por política el apropiarse de nuestros recursos naturales e incluimos en ello el rol que se nos ha asignado de producir commodities para la exportación. El modelo de los Agronegocios que se ha impuesto en los años noventa se traviste ahora de una supuesta respetabilidad mediante la complicidad de algunas ONGs y de algunas organizaciones de productores. Es mucho lo que está en juego para ellos, y no escatiman gastos ni esfuerzos para persuadir, comprar, confundir o acaso apropiarse de los discursos que alguna vez fueran nuestros y que en esta época de Capitalismo Global, pueden ser empleados y hasta fagocitados sin mayores riesgos. ¿Qué puede importar que implementen reclamos desde los pequeños productores si lo que nos proponen es imitar el mismo modelo del Agronegocio, aunque en la escala del minifundista? ¿Qué puede importar que nos propongan la Reforma Agraria si saben que respetando las actuales producciones, lo único que puede llegar a ocurrir es que se amplíe la participación en los nuevos modelos coloniales de la dependencia? Las mesas redondas son espacios de claudicación, mesas de juego en que se extravía la posibilidad de desarrollos locales con autonomía, ámbitos espurios de negociación con los socios menores de las empresas y con sus cómplices, donde legitimaremos ineludiblemente los modelos que ahora impugnamos y en que estaremos condenados a perder toda esperanza de mantener nuestras propuestas de Justicia Social y de Soberanía Alimentaria. Si nos necesitan en esas mesas “responsables”, es porque están cerrando negocios globales con la dirigencia política progresista y porque avanzan en una etapa de sometimiento de las ciencias a los intereses empresariales, a la vez que de apropiación y de dominio de nuestros territorios a los fondos de inversión y a las políticas de producción de agrocombustibles. Las mesas redondas de la Soja intentan asegurar para los partícipes esos mercados cautivos de la bioenergía, mercados que encarecerán aún más la tierra todavía, e inevitablemente el precio de los alimentos. Los Agronegocios y las Corporaciones necesitan neutralizar las voces y las propuestas disidentes, necesitan ahogar las razones autónomas y libertarias, quizá debido a una intrínseca fragilidad del modelo que expresan en medio de la los cambios climáticos y de la crisis energética. Este modelo global no soporta a los que no participan en sus redes de producción y de consumo, no soporta a los que crecen al margen de sus cadenas agroalimentarias y soporta menos a los que no aceptan legitimarlos de manera alguna y mantienen en alto sus banderas. Nosotros nos enorgullecemos de pertenecer a esa especie de hombres y mujeres, la de los que no claudican frente a los Agronegocios y a las nuevas sumisiones globales. Los enfrentamos durante el Contraencuentro de Foz do Iguazú, en marzo del año 2005, cuando los falsos ambientalistas, los agronegocios y las cerealeras se reunieron para dividirse el botín de las Republiquetas sojeras, los enfrentaremos de nuevo cuantas veces sea necesario para reclamar una Argentina soberana de las Corporaciones y de los mercados globales. Lo que entonces  dijimos mantiene plena vigencia: ¡DONDE HAY MONOCULTIVO NO PUEDE EXISTIR SUSTENTABILIDAD! ¡DONDE HAY AGRO NEGOCIOS NO PUEDEN EXISTIR CAMPESINOS!

 

GRR Grupo de Reflexión Rural. Argentina

Febrero de 2008  www.grupodereflexionrural.com